Calefacción

Hasta el día 29 no he tenido calefacción en casa. El caso es que hace tiempo, cuando llegó el frío, un día funcionó; pero como en esta casa no hace frío porque el Sol da toda la mañana, pues no le presté más atención al asunto. Sin embargo, ahora que mi vida sexual ha tomado un giro inesperado, y no es tiempo, ni tengo edad, de andar con las vergüenzas al aire con estas temperaturas, me planteé en serio lo de la calefacción. Además, el precio de la casa bien vale que todo funcione perfectamente. Así que le dije a mi traductora oficial que le dijera a mi casero que cuando viniera a cobrar (quiere efectivo, nada de transferencia) que la calefacción no funcionaba. Pero el mencionado día 29, que llegué helado de la calle, me dije, esto no puede seguir así. Y como un poseso me puse a investigar. Llevo viendo desde que vivo aquí, en la pared del cabecero de la cama, un aparato que parece ser de aire acondicionado. ¡Pero aquí no hay aire acondicionado! Ya lo estuve toqueteando un día, hace tiempo, pero como conseguí averiguar para qué era, quedó en el olvido. Pues el día a autos, poseído por unas ansias incontrolables de calorcito, de nuevo me pongo a toquetearlo. La pantalla, apagada, sin un número, sin nada. No veo ningún botón de on/off, así que me pongo como un loco a tocar todos los botones a ver si aquello hace algo. Nada. Veo una hendidura en el plástico, y como un niño curioso meto la uña y, abracadabra, se abre y ante mí aparecen más botones. Por supuesto, los toco todos, como si padeciera una psicopatología tipo dentista de ambulatorio. Nada, la pantalla sigue en sus trece, que no se enciende nada. Y mira por donde, reparo en una pestaña metálica que sobresale en la parte inferior, y de nuevo como un niño curioso y atrevido, doy un tirón de ella. ¡Aleluya! Por arte de magia, ¡¡¡la pantalla estalla en una orgía de números, letras y símbolos!!!! Embargado por la emoción, de nuevo me pongo a toquetear todos los botones, a ver si aquello hace algo. Por supuesto, por si a alguien le cabe la duda, la temperatura la subí y bajé varias veces, pero por más que le daba a otros botones no he conseguido poner la que yo quería. Ni he conseguido averiguar cómo se pone la hora, ni qué sentido tienen los símbolos, por muy internacionales e intuitivos que puedan parecer. Pero mi dicha fue infinita, sobre todo al pensar en lo cómoda que se va a convertir mi vida sexual.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Inclasificable. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Calefacción

  1. Anonymous dijo:

    La culpable de que pases frío no es, evidentemente, esa evasora fiscal que le oculta al fisco la renta del miniapartamento, sino la Compañia Telefónica Nacional de la República Checa que te mantiene postergado en el más profundo olvido tecnológico sin proveerte de tu línea adsl de acceso a internet para que puedas investigar sobre ese diabólico termostato del que seguro que ya hubieras cotilleado lo suficiente si tuvieras acceso a la red… también te pasa por venir de clima cálido… cómo yo… aún me acuerdo de mis luchas con un termostato ferroli que no conseguía controlar porque la dueña del piso no quiso nunca prestarme el fantástico y fabuloso manual de instrucciones…. Creo que hubiera sido mejor haberle hecho la foto con la pestaña abierta… lo mismo algún consejillo podríamos haberte dado para que fueras el Dios de la república independiente del minipiso… porque está claro que la climatología sólo la controlan los Dioses……..

  2. Para su cultura general, ya amplia de por sí y en recuerdo de aquellas tardes en que, gracias a una muy básica conexión a internet, consultábamos la contribución a la riqueza nacional de las más importantes y glamurosas compañías españolas, le hago saber que para mi desgracia, la diabólica compañía que no me provee de una conexión a internet no es otra que la hidra de 7 cabezas Telefónica O2. Así que te pido reces por mí ante San César Alierta, igual se apiada de un pobre español, aislado tecnológicamente en un rincón de esta su República Checa.Por otro lado no puedo confiar en el calor humano de Entretenido, el pobre es tan poca cosa, que si le pido que me dé calor, igual desaparece como por ensalmo.

  3. zeltia dijo:

    te felicito por lo de la calefacciónjeje ya hay que ser torpe, y sé de lo que hablo y sobre todo te felicito por tu vida sexual!y bueno, he terminado de leer el 2008,me merezco un descansito,que tengo hambre y voy a cenar.hasta el año que viene!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s